Búsqueda personalizada

En la guardería

 

Se entiende por guardería el establecimiento donde los niños menores de 2 años quedan al cuidado de terceras personas.  Allí se les suministran los alimentos y todos los cuidados necesarios durante la ausencia temporal de sus padres. 

En la mayoría de los hogares ambos padres trabajan y no tienen una persona de confianza que se encargue de sus hijos.  Bajo estas circunstancias, tienen que dejar los bebés en la guardería, al cuidado de otras personas; es decir, fuera de casa.  Además, los padres consideran que es importante que los niños socialicen con otros niños.

 

Elija cuidadosamente la guardería para sus hijos

 

. Escoja entre varias alternativas.

. La seguridad es un factor clave al tomar esta decisión.  No la pierda de vista.

. Pida opinión de amigos y otros padres de familia.

. Inspeccione el lugar y forme su propio criterio.

. Si le fuera posible, pida referencias de padres que ya tuvieron vínculos con el lugar.

. Pregunte si el plantel tiene la aprobación de las autoridades de control pertinentes, y exija pruebas de ello.

. El personal de la guardería debe estar debidamente capacitado para atender niños pequeños.

. La reacción de su hijo es un termómetro importante para saber si es el lugar adecuado.

 

Las instalaciones

. Deben haber sido diseñadas pensando en su uso como guardería o, por lo menos, estar adaptadas  de tal manera que la planta física no ofrezca peligros para los niños.

. Cada espacio debe ser adecuado, hasta en sus más mínimos detalles, teniendo en cuenta la talla, el tamaño, la manera de desplazarse y los hábitos de los niños.

. El lugar debe permanecer en perfecto orden y aseo.

. Los pisos por donde gatean los bebés deben estar limpios.

. No debe haber barandas o escaleras peligrosas.

. La altura del techo debe ser la adecuada.

. No debe haber cables o tubos a la vista.

. Las instalaciones eléctricas deben estar revestidas con materiales aislantes para evitar riesgos de quemaduras o electrocuciones en los niños.

. No deben haber escapes de agua, humedad o pisos mojados.

. La estructura no debe presentar grietas o fisuras.

. No deben existir desniveles en el piso.

. Si tiene alfombras, deben estar adheridas al piso para evitar caídas.

 

Áreas de colchonetas

 

. Para la gimnasia de los bebés, generalmente se adecuan unas áreas con colchonetas, donde permanecen una buena parte del tiempo.

. La colchonetas deben estar en perfecto estado, sin hilos sueltos ni cremalleras atascadas.

. Debe estar libres de polvo para evitar que los niños desarrollen problemas respiratorios como asma o rinitis alérgica.

. El espacio donde se ubiquen las colchonetas debe tener una temperatura ambiental adecuada.  Ninguna temperatura extrema es conveniente para la salud de los pequeños.

. El piso debe estar limpio pero no encerado, para evitar resbalones.

. Si acostumbran a encerarlo y darle brillo, debe ser con cera antideslizante.

Los baños

 

Hasta los 2 años, los niños aún no controlan esfínteres, razón por la cual se les deben cambiar constantemente los pañales.  El momento del cambio se debe hacer siguiendo algunas medidas de precaución.

. Primero, aliste todos los implementos que vaya a necesitar.  Si usa pañales de tela no utilice ganchos que puedan herir al bebé y cubra con pantaloncito plástico.

. No trate de atender a varios bebés al tiempo.

. Mantenga los implementos de aseos (detergente en polvo, blanqueadores y jabones) lejos del alcance de los niños.

 

Los servicios sanitarios para los niños que ya saben controlar esfínteres deben ser adecuados a su anatomía

 

. Evite que los niños, al sentarse en el sanitario, queden con las piernas colgando.

. Los lavamanos deben estar a la altura de los niños.  Si trepan en sillas para lavarse las manos podrían resbalar y caer.

. Las puertas se deben ubicar de tal manera que no haya peligro de que los niños se golpeen al entrar o salir del baño.

. Si usan secador eléctrico para manos, deben hacerlo bajo la supervisión  de un adulto.  Nunca permita que introduzcan los dedos en las salidas de aire caliente.

. El baño debe permanecer en perfecto estado de limpieza y el piso seco, para evitar infecciones y caídas.

 

Los alimentos

 

Los bebés y los niños son más propenso a enfermarse que los adultos, porque tienen menos defensas y por las bacterias que se encuentran en los alimentos y la leche.  Su sistema de defensa no se ha desarrollado por completo, producen menos del ácido en el estómago que mata las bacterias dañinas y por esto es más fácil que se enfermen.

Si va a dejar su niño en la guardería, necesariamente tomará biberón allí.  Si tiene más de 6 meses no sólo tomará tetero sino también otros alimentos como sopas, compotas y purés.  Asegúrese del rigor en las medidas de higiene con respecto a los alimentos infantiles.

. La ollas para esterilizar teteros y para preparar los alimentos deben ser lavadas concienzudamente.

. Los teteros debe ser esterilizados.

. La leche del bebé se debe preparar en el momento de consumirla, porque el producto se altera fácilmente y es una de las principales causas de infecciones gastrointestinales e intoxicaciones.

. Los orificios del chupón del biberón no deben ser muy grandes, porque podría pasar una gran cantidad de leche, causándole asfixia al bebé.

. Cada niño debe tener sus propios teteros y chupetes para evitar la transmisión de los virus de enfermedades infectocontagiosas.

. Si el bebé es alérgico a alguna clase de alimento, hágalo saber a la persona encargada de preparar y dar los alimentos a los niños.

. Los niños gateadores y caminadores no deben tener acceso a la cocina.  El agua hirviendo, el aceite caliente, los utensilios de cocina, la caneca de la basura y las condiciones de trabajo en la cocina son sumamente peligrosos para los pequeños.

 

Si su bebé tiene que tomar medicamentos...

 

En caso de que su bebé esté tomando medicamentos, anote y explíquele claramente a la maestra cuáles remedios se le deben suministrar, en qué dosis y a qué horas.  No olvide marcar la caja y el frasco con las instrucciones.  Marque los frascos con el nombre completo del niño, para evitar que se confundan con los medicamentos de otros niños.

En estos casos, las confusiones pueden terminar en una intoxicación, incluso letal.

Sabía que...

Durante el primer año de vida, los niños cuidados en guarderías, o por una tercera persona, son más propensas a infecciones del oído e infecciones respiratorias, tales como bronquitis y neumonía.

Volver a inicio